Cómo sentirse bien y mantener una actitud positiva para ser feliz


Sentirse Bien ¿Les dicen algo esas dos palabras? ¿Qué les hacen sentir esas dos palabras? A mi el sólo hecho de pensarlo me lo hace sentir.

Bueno pues para mi el sentir es la clave de todo. Simple y sencillo. Nuestra vida tiene sentido gracias a esto. Todo nuestro existir esta en busca de hacernos sentir bien. Desde que nacemos estamos en búsqueda de ese bienestar. ¿por qué no lo hacemos siempre? que pregunta ¿no?

Yo creo que nos limitamos, ya sea por ignorancia, decisión o por misma culpa. Hay ideas aprendidas y arrastradas desde la infancia que nos apagan esa capacidad de estar bien.

Qué es estar bien

Estar bien o sentirse bien es estar en contacto con lo bueno, con lo correcto. Básicamente que tenemos capacidad ilimitada de sentirnos bien. Nada nos limita. Solo nuestras propias ideas de carencia. Es por eso que al tener un deseo, el que sea, chico o enorme, tiene como requisito ese sentir de felicidad y plenitud. Ya que sin este sentir, toda idea queda inerte, nunca termina de germinar. El sentir es el que empuja la idea a la manifestación. Nunca habrá resultados si no se tiene la confianza de que así será. De ahí que hay que ser honestos con nosotros mismo y reconocer que a medida que damos confianza a nuestro poder, habremos de tener el deseo que tenemos en mente.

Esto es en realidad la pieza clave. Una pieza que puede que no sea evidente para muchos de nosotros pero que esta ahí. Nacimos con ella y la hemos utilizado consciente o inconscientemente. Yo los invito a que lo hagan conscientemente y disfruten del poder con el que todos nacimos.

Cómo sentirse bien

De las mejores formas para empezar a sentirnos bien es el de mantenernos positivos y siempre tomar una actitud de certeza en la vida. Si quieren mas específicos hemos hecho un post dedicado a actividades que podemos hacer para mejorar nuestra actitud 9 cosas para mantenerte positivo.

Verán que el solo hecho de darse permiso, naturalmente tendemos a sentirnos bien. Aquí te dejo 4 hábitos que puedes incluir en tu vida diaria para sentirte bien y ser más feliz. 

1. Acepta tu tienes la capacidad de crear la vida de tus sueños

El sentirse bien está muy relacionado con el hecho de saber que tú eres responsable de tu vida, de lo que pasa en ella y de que puedes cambiarla hasta lograr ser o tener lo que siempre has soñado. 

Cuando estás enfocado totalmente en las cosas que van mal, en las situaciones que se te presentan y las ves como algo malo, algo que no puedes controlar, lo único que puedes sentir es desesperanza o malestar. Al ir retomando el control de tu vida, de tus emociones y de ti mismo te darás cuanta que no importa lo que sucede a tu alrededor, tú siempre tienes una opción. La opción de moverte del estrés, del miedo y de las situaciones que no te hacen sentir feliz, hacía algo mucho más positivo. 

Todo es cuestión de que decidas en comenzar a ver las cosas de forma más positiva y con una actitud de que tú puedes hacer el cambio que desees en cualquier área de tu vida. 

2. Sé compasivo contigo mismo

Usualmente tendemos a ser muy duros con nosotros mismos, pensando en que eso es lo que nos va a hacer mejores o ser más felices, pero es todo lo contrario. El enfocarte en tus defectos o lo que no te sale bien sólo tiene el resultado de desmotivarte y disminuir la confianza en ti mismo. Esto también genera que te sientas inadecuado y tengas miedo a arriesgar a hacer cosas diferentes que te pueden hacer sentir mucho más satisfecho con tu vida. 

La compasión es el hecho de entender que no tienes que ser perfecto, que tienes habilidades y ventajas, así como tienes cosas en las que tienes que trabajar. Todo visto desde un punto de vista mucho más amoroso, sin juzgar y sin hacerte sentir mal por aquellas faltas o errores. Simplemente entender que la vida es un proceso en donde puedes ir aprendiendo más y más cosas, en donde cada experiencia te enseña algo nuevo y para ser mejor. 

Ser compasivo contigo mismo es tratarte como tratas a tus amigos, a tus hijos o a la persona que más amas. ¿Qué pasa cuando ellos tienen un error? Tiendes a entenderlos, a motivarlos y hacerlos ver que todo tiene algo de positivo. Y eso es precisamente lo que vas a hacer de ahora en adelante pero contigo mismo. 

3. Comienza tu práctica de gratitud

La gratitud te ayuda a enfocarte en lo positivo y en lo que ya tienes, en lugar de mantenerte pensando en todas esas cosas que deseas y que aun no has podido lograr o adquirir. Sin lugar a dudas, algo que te puede beneficiar a ser más feliz y a estar más satisfecho contigo mismo y con tu vida es el llevar un diario de gratitud, con él podrás comenzar esta práctica y hacerla un hábito. 

No importa cómo te haya ido en el día, o si tuviste algo que no fue tan bueno o no te hizo sentir tan bien, con tan sólo cinco minutos de enfocarte en esas cosas que tienes en tu vida que la hacen más bonita te hará sentir mucho mejor. 

4. Rodéate de gente positiva

No sé si te has dado cuenta, pero el estar rodeado o compartir mucho tiempo con gente negativa o que se la pasa quejando te cansa y te hace enfocarte en lo negativo. Por lo que es necesario hacer un esfuerzo por fomentar relaciones con gente más positiva, que no se queje (o al menos no se queje tanto), alguien que comparta contigo lo bello que es vivir y crear tu propia realidad. 

Rodéate de gente que te apoye, que te ame sin prejuicios, que te haga reír y que te valore por quien eres. Esto te ayudará a mantenerte positivo, y a sentirte bien en la vida y contigo mismo.  

Disfruta y reconoce el poder y el derecho que tienes de sentirte bien y ser feliz.

Cuéntanos tu que haces para sentirte bien

Te dejo un artículo muy interesante de cómo ser más feliz y positivo

Pin It on Pinterest

Share This